La limpieza comercial es esencial para cualquier negocio que opere en la era posterior a COVID-19. Cuando contrata a profesionales experimentados para limpiar y desinfectar es una prioridad, durante y después de la pandemia.

El SARS-CoV-2, el virus que causa el COVID-19, se propaga en forma de bioaerosol. Dependiendo del mecanismo de generación como respirar, hablar, toser, estornudar. Si bien se han documentado excepciones a estos valores, proporcionan un buen marco de referencia para la planificación. El virus es bastante frágil, pero parece persistir en superficies porosas y no porosas durante minutos u horas.

La desinfección reduce los gérmenes en las superficies al eliminar los contaminantes y disminuye el riesgo de infección de las superficies.

La desinfección del área de alto contacto debe realizarse con más frecuencia, según la ocupación o el tipo de negocio que tengas, por ejemplo, un restaurante o algún lugar que reciba muchas personas al día. Además del COVID-19, hay otras razones para siempre mantener limpias y desinfectadas tus instalaciones.

La limpieza normal con agua jabonosa caliente no reduce el nivel de virus en las superficies. Un programa regular de desinfección reducirá el riesgo de infección. Por eso te invitamos a conocer los servicios de Fumigaciones Rangel.